Buscador

viernes, 19 de mayo de 2017

¡Hola, yo soy el bicho bola!

El Filo de los artrópodos del Reino animal tiene 5 Subfilos:
  • Trilobitomorpha
  • Chelicerata
  • Myriapoda
  • Hexapoda
  • Crustacea
A su vez el Subfilo Crustacea tiene 7 Clases:
  • Tylacocephala
  • Branchiopoda
  • Remipedia
  • Cephalocarida
  • Maxilopoda
  • Ostracoda
  • Malacostraca
Y la Clase Malacostraca posee las siguientes 3 Subclases:
  • Subclase Phyllocarida Packard, 1879
  • Subclase Hoplocarida Calman, 1904
  • Subclase Eumalacostraca Grobben, 1892 
Dentro de la subclase Eumalacostraca tenemos tres 3 Superórdenes:
  • Superorden Eucarida Calman, 1904
  • Superorden Syncarida Packard, 1885
  • Superorden Peracarida Calman, 1904
Y este último Superorden Peracarida comprende los siguientes Ordenes:
  • Orden Spelaeogriphacea Gordon, 1957
  • Orden Thermosbaenacea Monod, 1927
  • Orden Lophogastrida Sars, 1870
  • Orden Mysida Haworth, 1825
  • Orden Mictacea Bowman, Garner, Hessler, Iliffe & Sanders, 1985
  • Orden Amphipoda Latreille, 1816
  • Orden Isopoda Latreille, 1817
  • Orden Tanaidacea Dana, 1849
  • Orden Cumacea Krøyer, 1846
  • Orden: Isopoda
Dentro del Orden Isopoda tenemos nueve subórdenes y numerosas familias:
  • Suborden Phreatoicidea Stebbing, 1893
  • Suborden Anthuridea Monod, 1922
  • Suborden Microcerberidea Lang, 1961
  • Suborden Flabellifera Sars, 1882
  • Suborden Asellota Latreille, 1802
Superfamilia Aselloidea Latreille, 1802
Superfamilia Stenetrioidea Hansen, 1905
Superfamilia Janiroidea Sars, 1897
Superfamilia Gnathostenetroidoidea Kussakin, 1967
  • Suborden Calabozoida Van Lieshout, 1983
  • Suborden Valvifera Sars, 1882
  • Suborden Cymothoidea
  • Suborden Epicaridea Latreille, 1831
Superfamilia Bopyroidea Rafinesque, 1815
Superfamilia Cryptoniscoidea Kossmann, 1880
  • Suborden Oniscidea Latreille, 1802
Infraorden Tylomorpha Vandel, 1943
Infraorden Ligiamorpha Vandel, 1943
       Sección Diplocheta Vandel, 1957
       Sección Synocheta Legrand, 1946
             Superfamilia Trichoniscoidea Sars, 1899
             Superfamilia Styloniscoidea Vandel, 1952
       Sección Crinocheta Legrand, 1946
             Superfamilia Oniscoidea Latreille, 1802
                Superfamilia Armadilloidea Brandt, 1831
                                                    Familia Armadillidiidae
                                                               Género Armadillidium

Suborden Oniscidea (Latreille, 1802)

El término Oniscidea deriva del griego “onyx” que significa uña.

Los oniscídeos (Oniscidea), de los que hay unas 3000 especies conocidas (distribuidas en más de 35 familias con más de 200 géneros), son conocidos vulgarmente como Bicho bola. Estos animalitos se caracterizan por tener un exoesqueleto rígido, segmentado y calcáreo, y siete pares de patas caminadoras o pereópodas. Tienen la capacidad de enrollarse sobre sí mismas, formando una bola cuando se sienten amenazadas o si su espacio es muy pequeño.
Sus piezas bucales están adaptadas para masticar comida sólida, como pueden ser hojas y exoesqueletos de insectos muertos. Para reproducirse cuentan con una bolsa o saco abdominal especial en el que incuban sus huevos, dando lugar a versiones en miniatura de los adultos, que crecen mudando de piel hasta alcanzar el estado adulto. Su sistema respiratorio es branquial, por lo que necesita lugares húmedos para vivir. Esto hace que sus costumbres sean sobretodo nocturnas. Los bichos bola presentan dimorfismo sexual. Los machos son de un tono más oscuro que las hembras, que suelen tener manchas blanquecinas en su caparazón. Un bicho bola puede llegar a vivir 3 años. En ese tiempo muda 5 veces hasta alcanzar la madurez sexual.

Se alimentan de materia orgánica en descomposición, tanto de origen vegetal como de origen animal. En ocasiones comen plantas vivas y pueden llegar a convertirse en plagas de jardines.

 Armadillum vulgare: el bicho bola

De entre todos los bichos bola esparcidos por el mundo uno de los géneros mejor conocidos tal vez sea Armadillium. Género al que pertenecen A. vulgare, que es la especie más frecuente en Europa, A. opacum y A. granulatum, reconocibles por su color más oscuro y sus manchas amarillas respectivamente.

Armadillium vulgare es originaria de Europa, concretamente del área mediterránea. Sin embargo el comercio ha llevado a esta especie hasta casi todos los rincones del mundo.

Su cuerpo es ovalado con el tegumento liso y de coloración variable, los machos son grises oscuros y las hembras y juveniles matizados con manchas blancas.

El tamaño de los adultos puede oscilar entre 1,3 y 2,2 mm de longitud. Presenta el cuerpo dividido en tres regiones:

1.- cefalopereión que incluye a la cabeza y el primer segmento torácico en ella se encuentran un par de ojos compuestos, dos pares de antenas y piezas bucales que incluye mandíbulas, maxilulas, maxilas y maxilípedos.

2.- pereión o tórax, es la parte más desarrollada e incluye siete pares de apéndices locomotores

3.- pleón o abdomen presenta cinco pares de pleópodos donde se localizan las branquias, la porción final del cuerpo termina en un par de urópodos y el telson.
Esta especie tiene la capacidad de enrollar el cuerpo formando una bola más o menos esférica que le permite la reducción de la predación,dejando las partes blandas protegidas dentro de la bola y por fuera los terguitos eclerotizados.

El sistema neuro-excretor del órgano-X/glándula sinusal localizado en el protocerebro, es su mayor centro neuroendocrino.

Los pulmones invaginados del Armadillidium vulgare forman pseudotraqueas, que son interpretadas como una adaptación a la respiración que permite al A. vulgare obtener el 94% de su necesidad normal de oxígeno.

En cuanto a la reproducción, son individuos dioicos.

El macho se reconoce por la forma alargada del endopodito del pleópodo I que utiliza para la transferencia espermática.
Las hembras tienen una bolsa ventral (marsupio) donde se produce el desarrollo embrionario.
Las hembras de ésta especie tienen un período de incubación entre 12 y 14 días. El número de crías (mancas) está estrechamente relacionado con el tamaño de las hembras, existiendo un intervalo comprendido entre los 16 y 28 mancas, con un número de crías promedio de 21 mancas. Al nacer, las crías carecen de uno de los pares de patas, que surge posteriormente.


No hay comentarios:

Publicar un comentario