Buscador

miércoles, 30 de julio de 2014

Bestas bravas


Las fracturas del extermo proximal del fémur, conocidas vulgarmente como fracturas de cadera, son una de las causas mas frecuentes de ingreso hospitalario, viendose las mujeres afectadas cuatro veces más que los varones, hasta que después de los 80 años se igualan ambos seos en frecuencia.
Estas fracturas podemos clasificarlas inicialmente en dos grandes grupos:
  • fracturas intracapsulares

El foco de fractura se sitúa por dentro de la cápsula articular de la articulación coxofemoral. Se subdividen en subcapitales (justo por debajo de la cabeza femoral) y transcervicales.En este tipo de fracturas está  frecuentemente comprometida la vascularización de la cabeza femoral debido al desplazamiento de los cabos de los huesos fracturados, desarrollándose con frecuencia la necrosis avascular de cabeza femoral.

Las fracturas intracapsulares pueden clasificarse en cuatro grandes grupos mediante la llamada Clasificación de Garden:
O pueden clasificarse solo en tres grupos mediante la Clasificación de Pawels:
  • fracturas extracapsulares

Se hallan por fuera de la cápsula articular de la articulación coxofemoral. Se subdividen en tres grupos, basicervicales, pertrocantéreas y subtrocantéreas.

Las fracturas pertrocantéreas podemos clasificarlas en varios tipos mediante la clasificación de Jensen

Las fracturas subtrocantéreas se clasifican mediante la clasificación de Seinsheimer en 8 posibles grupos identificando si existe pérdida de la estabilidad de la cortical ósea medial


O con la clasificación de Rusell-Talor que tiene más valor para determinar el tratamiento de la fractura.


Independientemente de todas estas clasificaciones de las fracturas de cadera, lo sombroso es que alguien con una fractura como la que muestro a continuación vista en la guardia de esta noche


se meta en cama tras la caída y pase 24 horas tumbada e incluso sentándose en cama sin tomar analgesia y aguantando el dolor, antes de consultar al servicio de urgencias. Estas cosas solo las hacen la mujeres Gallegas, que son como suelen decir los gallegos con su retranca y sin malas intenciones (as veces) Bestas bravas.

Claro, que los Gallegos tampoco se quedan cortos...


martes, 29 de julio de 2014

La chinche rayada: Graphosoma lineatum y Graphosoma Italicum


Orden: Heteroptera

Familia: Pentatomidae

Nombre científico: Graphosoma lineatum y Graphosoma italicum.

Nombre común: chinche rayada


Los hemípteros (Hemiptera, del griego ημι hemi, "mitad" y πτερον pteron, "ala") son un gran orden de insectos neópteros que comprende más de 84.500 especies conocidas, distribuidas por todo el mundo. Su nombre alude a que en una parte de ellos sus alas anteriores (o hemiélitros) están divididas en una mitad basal dura y una mitad distal membranosa. Actualmente forman parte de este orden los ex Homoptera, cuyas alas son enteramente membranosas.

Los hemípteros se han subdividido tradicionalmente en dos grupos heterópteros y homópteros; durante buena parte del siglo XX, los especialistas han discrepado sobre el concepto, la extensión y la categoría taxonómica de dichos grupos. Así, los hemípteros se consideraban a veces como un orden con dos subórdenes (homópteros y heterópteros) y otras, homópteros y heterópteros han sido considerados como órdenes independientes
Según la sistemática cladística, tanto basada en datos morfológicos como en datos moleculares, los heterópteros forman un clado monofilético, mientras que los homópteros son claramente parafiléticos (agrupando clados que no tienen un antepasado común) como puede comprobarse en el siguiente cladograma, basado en Sorensen et. al.

Los subórdenes reconocidos por dichos autores están resaltados en mayúsculas. 

Algunas clasificaciones reconocen a Peloridiomorpha la categoría de suborden, con el nombre Coleorrhyncha, con lo que Heteroptera adquiere también la categoría de suborden; no se sigue manteniendo el antiguo taxón Homoptera, ni su taxón subordinado Auchenorrhyncha (Clypeorrhincha + Archaeorrhyncha), que aparecen como parafiléticos.

Morfologia

Los hemípteros tienen piezas bucales modificadas formando una estructura en forma de pico denominada rostro adaptado para perforar y succionar líquidos de plantas (como savia) y animales (sangre). En el rostro, las mandíbulas y las maxilas tienen forma de aguja y están envueltas por el labio; todo el conjunto está normalmente plegado en la parte ventral del cuerpo cuando no se utiliza.

Poseen un par de ojos compuestos complejos a ambos lados de la cabeza, y en muchos casos ojos simples sobre la frente, entre los compuestos. Las antenas no tienen muchos segmentos (raramente más de diez, en muchos casos cinco), pero pueden ser muy largas. Las patas están adaptadas para andar, saltar, agarrar o incluso nadar (chinches acuáticos).

En general poseen dos pares de alas y, muchas veces, las anteriores están más o menos endurecidas; no obstante no son raras las formas ápteras. Los heterópteros tienen las alas anteriores con la mitad basal endurecida y la distal membranosa y por ello se denominan hemiélitros ("medio élitro"); los demás grupos tienen las alas anteriores membranosas o uniformemente endurecidas. Algunos grupos, como las cigarras estridulan frotando sus alas ("canto de la cigarra").

El protórax está libre o soldado y suele ser voluminoso. En la parte ventral del protórax se encuentra el sistema nervioso, que se hacina en algunos ganglios, comúnmente 2, 3 ó 4. Su sistema digestivo es muy complejo.

Desarrollo


Los hemípteros son insectos Heterometábolos, es decir, con metamorfosis incompleta; tras de eclosionar los huevos, aparecen los jóvenes, denominados ninfas, que son similares a los adultos pero sin gónadas ni alas. Después de varias mudas, que originan hasta cinco estadios ninfales sucesivos, se transforman en imagos (adultos) alados y sexualmente maduros, listos para perpetuar su especie.

Alimentación


Numerosas especies se alimentan de plantas (fitófagos) y pueden ser una plaga para la agricultura y para las plantaciones forestales, como es el caso de Corythucha salicata.

También existen muchas especies depredadoras de otros insectos, que son de inestimable valor para el control de las poblaciones naturales de plagas potenciales y se han usado en el control biológico.

Unos pocos hemípteros son ectoparásitos de vertebrados, a los que chupan la sangre (hematófagos). Algunos son importantes trasmisores de patógenos. En América Central y Sudamérica, los Triatominae (Triatoma, Rhodnius, Panstrongylus) son importantes vectores de la enfermedad de Chagas-Mazza o tripanosomiasis americana.

Subdivisiones

Los heterópteros se subdividen en siete infraórdenes y numerosas familias:
  • Infraorden Enicocephalomorpha

        Familia Enicocephalidae
        Familia Aenictopecheidae
  • Infraorden Dipsocomorpha

        Familia Ceratocombidae
        Familia Dipsocoridae
        Familia Hypsipterygidae
        Familia Schizopteridae
        Familia Stemmocryptidae
  • Infraorden Gerromorpha

        Familia Mesoveliidae Douglas & Scott 1867
        Familia Hebridae Fieber 1851
        Familia Paraphrynovellidae
        Familia Macroveliidae
        Familia Hydrometridae Billberg 1820
        Familia Hermatobatidae
        Familia Veliidae Dohrn 1859
        Familia Gerridae Leach 1815
  • Infraorden Nepomorpha

        Familia Nepidae Latreille 1802
        Familia Belostomatidae
        Familia Ochteridae
        Familia Gelastocoridae
        Familia Corixidae Leach 1915
        Familia Aphelocheiridae Douglas & Scott 1865
        Familia Potamocoridae
        Familia Naucoridae Fallen 1814
        Familia Notonectidae Leach 1815
        Familia Pleidae Fieber 1851
        Familia Helotrephidae
  • Infraorden Leptopomorpha

        Familia Leptopodidae Costa 1847
        Familia Omaniidae
        Familia Aepophilidae
        Familia Saldidae
  • Infraorden Pentatomomorpha
    Superfamilia Aradoidea

        Familia Aradidae Costa 1843
        Familia Termitaphididae
    Superfamilia Coreoidea

        Familia Alydidae Dallas 1852
        Familia Coreidae Leach 1815
        Familia Hyocephalidae
        Familia Rhopalidae Amyot & Serville 1843
        Familia Stenocephalidae Dallas 1852
    Superfamilia Lygaeoidea

        Familia Berytidae Fieber 1851
        Familia Colobathristidae
        Familia Idiostolidae
        Familia Lygaeidae Schilling 1829
        Familia Malcidae
        Familia Piesmatidae Spinola 1850
    Superfamilia Pyrrhocoroidea

        Familia Largidae
        Familia Pyrrhocoridae Dohrn 1859
    Superfamilia Pentatomoidea

        Familia Urostylididae
        Familia Saileriolidae
        Familia Acanthosomatidae Stal 1865
        Familia Tessaratomatidae
        Familia Dinidoridae
        Familia Cydnidae Billberg
        Familia Thaumastellidae
        Familia Corimelaenidae
        Familia Lestoniidae
        Familia Phloeidae
        Familia:Scutelleridae Leach 1815
        Familia Plataspididae Dallas
        Familia Pentatomidae Leach 1815
        Familia Canopidae
        Familia Megarididae
  • Infraorden Cimicomorpha

        Familia Pachynomidae
        Familia Reduviidae Latreille 1807
        Familia Velocipedidae
        Familia Microphysidae Dohrn 1859
        Familia Joppeicidae
        Familia Thaumastocoridae
        Familia Miridae Hann 1831
        Familia Tingidae Costa 1847
        Familia Medocostidae
        Familia Nabidae Costa 1855
        Familia Lasiochilidae
        Familia Plokiophilidae
        Familia Lyctocoridae
        Familia Anthocoridae Amyot & Serville 1843
        Familia Cimicidae Latreille 1804
        Familia Polyctenidae



Los pentatómidos (Pentatomidae) son una familia de insectos hemípteros que incluyen a chinches boticario y chinches hediondas. El término pentatómido procede del griego y significa "en cinco partes". Estas cinco partes hacen referencia a las antenas, pues estas estan compuestas por 5 artejos (frente a los cuatro de otras chinches). A los pentatómidos también se les suele denominar chinches de escudo, debido a la forma de su escutelo, que cubre ampliamente sus alas.


Si se los molesta, emiten un líquido maloliente, cuyo rancio aroma se debe a compuestos como el cianuro. Sus antenas tienen 5 segmentos, dándole a la familia su apelativo. Su cuerpo está usualmente blindado.

Muchos de esta familia son considerados plagas de la agricultura, debido a que crean inmensas poblaciones; succionan savia vegetal y dañan la producción, y son resistentes a muchos pesticidas. Sin embargo, algunos géneros de pentatómidos son altamente benéficos, por ser predadores de otros insectos, especialmente Epilachna varivestis, Popillia japonica (escarabajo japonés), y otros insectos plaga.

Es de distribución cosmopolita con numerosas especies. En Norteamérica hay 221 especies. En las islas Británicas hay 33 especies de pentatómidos, de la superfamilia Pentatomoidea, 32 de los cuales son nativos y una considerada naturalizada muy recientemente. De esas 32 especies, 17 están en la familia Pentatomidae.

Los caracteres de la familia incluyen un par de antenas de cinco antenitos, un pico tetrasegmentado y tres segmentos tarsales. El cuerpo está blindado. El escutelo triangular es usualmente tan largo como el corium de los élitros.

Graphosoma significa literalmente "cuerpo con inscripciones" en griego.

Los de estas fotografías tienen el nombre científico de Graphosoma lineatum y Graphosoma italicum. Lo del apellído "Italicum" es para los que tienen toda la patitas negras, si tiene parte de la patita naranja son Garphosoma lineatum. En Galicia se las conoce con el nombre de Chincha brava.

 
La mayoría de los autores contemporáneos consideran G. lineatum y G. italicum como dos especies diferentes: G. lineatum, con las patas de color naranja, está presente en el sur de Italia, en Cerdeña, en el norte de África y en el Cercano Oriente,  mientras que G. italicum, de pata negra, se distribuye más hacia el centro y norte de Europa (Ribes et al, 2008;. Dusoulier y Lupoli, 2006). 

 
Estos Graphosoma pueden alcanzar una longitud de 8 a 12 milímetros (0,31 a 0,47 pulgadas). El cuerpo tiene forma de escudo grande. El color básico de la cara dorsal del cuerpo es de color rojo brillante, con rayas longitudinales negras anchas. El protórax tiene seis bandas negras. Las antenas son de color negro. También los lados del abdomen (Connexivum) son de color rojo con muchas manchas negras pequeñas. La parte ventral del abdomen, es punteada. 


Las patas, como ya hemos visto, pueden ser de color negro o rojo, dependiendo de la subespecie.
 
La reproducción de estas chinches tiene lugar en primavera. Tras un breve cortejo, durante el cual los dos individuos se tocan las antenas, el apareamiento se desarrolla pies contra cabeza. La pareja permanece de este modo durante varias horas o incluso días.

La hembra fecundada pone sus huevos en pequeños paquetes sobre las hojas de umbelíferas. Las larvas nacen unas semanas mas tarde y pasaran por cinco mudas hasta llegar a adultas.

A estas chinches les gustan los lugares muy soleados, ricos en plantas bajas en flor. Se observan sobre todo desde mayo hasta septiembre en flores de umbelíferas (hinojo, zanahoria silvestre, angélicas, etc). Su ornamentación recuerda a los predadores que es tóxica (tienen coloración aposemática). DE hecho, al igual que muchas otras chinches tienen a los lados del tórax unas glándulas que exudan un líquido de olor desagradable cuando las sujetan.


Hay otros tipos como:

Graphosoma semipunctatum (Fabricius, 1775) que tiene las patas de color naranja, y con las bandas rojas y negras que se interrumpen en el protórax, donde forman puntos negros. La distribución está restringida a la región mediterránea.
 
Melanoxanthum Graphosoma, (Horvath, 1903). es de color oscuro con pequeños puntos rojos. Se distrib
uye en el sur de Rusia, Turquía e Irán
 
Creticum Graphosoma, (Horváth 1909). TIene bandas negras finas en el protórax, cuerpo más pequeño y es de color naranja. Está presente en Creta.


Fuente: Wikipedia y Pequeña Colección de Insectos. Sonia Dourlot. Ed. Larousse.

lunes, 28 de julio de 2014

Tumor fantasma pulmonar


Como muchas otras cosas, el peso de los pulmones depende del sexo y de si el pulmón es de derechas o de izquierdas.  :-)

Dicho de otra manera, el pulmón derecho pesa en promedio 600 gramos y el izquierdo alcanza en promedio 500 g. siendo estas cifras un poco inferiores en el caso de la mujer debido al menor tamaño de la caja  torácica. Los médicos consideramos a los pulmones divididos en una serie de "partes anatómicas" que denominamos lóbulos y éstos a su vez en segmentos. 

El pulmón derecho está dividido en tres lóbulos (superior, medio e inferior) mediante unas estructuras que denominamos cisuras ( la cisura horizontal y la cisura oblicua). 


La cisura en realidad es un repliegue de la pleura visceral que se introduce entre estas divisiones anatómicas pulmonares. Si hacemos recuerdo anatómico, la pleura es una membrana serosa de origen mesodérmico (tejido conjuntivo) que recubre ambos pulmones, el mediastino, el diafragma y la parte interna de la caja torácica. La pleura parietal es la parte externa, en contacto con la caja torácica, el mediastino y la cara superior del diafragma mientras que la pleura visceral es la parte interna, en contacto con los pulmones.

La cavidad pleural es un espacio virtual entre la pleura parietal y la pleura visceral. Posee una capa de líquido casi capilar, una pequeña cantidad (unos 15 cm³) de líquido lubricante denominado líquido pleural. El volumen normal de líquido pleural contenido en esta cavidad es de 0,1 a 0,2 ml/kg de peso.



Los médicos llamamos derrame pleural al acúmulo patológico de líquido en el espacio pleural. También se le puede llamar pleuresía o síndrome de interposición líquida. Esto una enfermedad frecuente, con más de 50 causas reconocidas entre las que se incluyen enfermedades locales de la pleura, del pulmón subyacente, enfermedades sistémicas, disfunción de órganos y fármacos.


En condiciones de normalidad existe un trasiego fisiológico de líquido pleural que se filtra, pero cuando hay un desequilibrio entre la formación y la reabsorción se produce el derrame pleural. 

No voy a hablar aquí en este momento de la fisiología de la pleura ni de la etiología y patogenia de los derrames pleurales, un tema que puede ser muy largo y que a mi personalmente me ha apasionado siempre, siendo la patología pleural una de las que mas me ha gustado siempre desde mi formación como neumólogo. Hoy simplemente voy  a comentar lago sobre unos casos muy concretos de derrame pleural que los médicos conocemos con el curioso nombre de Tumor fantasma pulmonar.

Un tumor fantasma o tumor evanescente del pulmón es una acumulación localizada de líquido en el espacio pleural interlobar secundaria a insuficiencia cardiaca, es pues, un derrame pleural interlobar localizado que simula una masa pulmonar y que puede llevar a importantes errores diagnósticos médicos.

Esta entidad fue descrita por primera vez por Stewart en 1928 y aunque es una entidad infrecuente ya es bien conocida por los médicos, pues ello es de importancia para el diagnóstico diferencial.

La incidencia del tumor fantasma pulmonar es baja: 45 casos publicados hasta 1956 y 7 casos adicionales descritos en la literatura médica Americana hasta 1971. Aunque desde entonces las descripciones se han multiplicado. 

La patogenia el porqué este derrame pleural se halla circunscrito a las cisuras) de la aparición del tumor fantasma no es bien conocida aunque se especula con su asociación a defectos congénitos de la pleura  (indentaciones congénitas pleurales) y la presencia de adherencias debidas a procesos pleurales antiguos (pleuritis obliterativa prebia).

En la mayoría de los casos descritos de tumor fantasma pulmonar suele haber asociados signos clínicos de insuficiencia cardiaca congestiva (ICC) aunque algunos pacientes pueden no presentarlos y el derrame ser un hallazgo radiológico subclínico.

Los hitos que nos ponen sobre la sospecha diagnóstica correcta son pues, esencialmente, la presencia de una cardiopatía y la corroboración de una insuficiencia cardiaca.

En cuanto a su localización este falso tumor pulmonar sigue como es lógico las leyes de la asimetría vigente en el hidrotórax de la ICC, es decir, es más frecuente en el lado derecho que en el izquierdo y mas en la cisura transversa que en la oblicua.

La morfologia es en general circular, ovoidea, elíptica o fusiforme y en cuanto a su número pueden ser únicos (la mayoría) o múltiples, pero normalmente no más de tres.

Un hecho capìtal en su evolución clínica y muy útil para el diagnóstico es la celeridad con que la imagen radiológica adquiere sus dimensiones finales. Casi se puede decir que el solo hecho de tener en cuenta este tempo  evolutivo hace poco plausible las otras posibilidades diagnósticas diferenciales como son el infarto pulmonar, la neumonía redonda, la tuberculosis pulmonar, las neoplasias, las atelectasias del lóbulo medio, los quistes puolmonares congénitos o parasitarios y loa aneurismas arteriovenosos pulmonares. 

Un punto importante a recordar es que la primera enfermedad a descartar en el diagnóstico diferencial, tanto por su frecuencia como por su mayor gravedad, es el carcinoma pulmonar.

Aquí os dejo la imagen radiológica que acabo de ver en la guardia de hoy de un paciente monorreno (es decir con un solo riñón), con insuficiencia renal crónica  y con una Insuficiencia Cardiaca congestiva, en la que puede verse un tumor fantasma en el pulmón derecho:


Después de la primera sesión de diálisis ya no se ven los datos radiológicos de edema pulmonar pero se aprecia incluso mejor la imagen de líquido intercisural dando lugar al tumor evanescente o tumor fantasma.



Este paciente ya está estabilizado sin su edema pulmonar, ahora me queda mantenerlo estable hasta mañana por la mañana en la que se hará una nueva sesión de diálisis. Ya veremos entonces si desaparece completamente este líquido de la cisura pulmonar. Debería quedar como estaba hace 4 meses: